¡Ayuda a otros usuarios!
Beamex CMX es un software de calibración diseñado para ayudar en la planificación, la gestión, el análisis y la documentación de todo el trabajo y los recursos de calibración de una manera segura y eficiente.

 

En Beamex se dedican a crear productos capaces de mejorar significativamente cada uno de los procesos de sus clientes.

 

El software de calibración de Beamex se ha desarrollado con el fin de facilitar el trabajo, hacerlo más rápido y más respetuoso con los requisitos de calidad.

 

Entre los beneficios de usar el software de calibración de Beamex se encuentra la reducción tanto de los costes como del tiempo de calibración. Esto se debe a que todo el proceso puede llevarse a cabo de forma automática, desde la creación del instrumento hasta el cierre de cada una de las órdenes de trabajo en los sistemas de gestión del mantenimiento, como Maximo y SAP PM.

 

Una gran ventaja de usar el software de calibración es que cuando se usa con los calibradores-documentadores es posible eliminar el papel por completo de la ecuación.

Software similares a Beamex CMX

Funcionalidades 8 de 9

Gestión de Calibración

Alertas y notificaciones
Controles o permisos de acceso
Creación de informes/análisis
Gestión de auditorías
Gestión de calibración
Gestión de instrumentos
Gestión de pedidos de trabajo
Impresión de certificados/etiquetas
Programación de calibración

Detalle e información de Beamex CMX

Detalles 1 de 3

Español
Inglés
Portugués

Detalles 1 de 5

Prueba Gratuita
Versión Gratuita
Pago Mensual
Pago anual
Pago de única vez

Detalles 1 de 6

Nube, SaaS, Web
Instalado - Windows
Instalado - Mac
Instalado - Linux
Dispositivo móvil - iOS Nativo
Dispositivo móvil - Android Nativo

Planes y precios de Beamex CMX

Hablemos

¿Qué opinas de Beamex CMX?
¿Qué opinas de Beamex CMX?

Opiniones de Beamex CMX

0/10

Puntaje Total

Puntaje de usuarios / 0 Opiniones

Funcionalidad
0
Usabilidad
0
Servicio al cliente
0

Consultores de Beamex CMX

Proveedores de consultoría de Beamex CMX más valorados

Loading